Personajes del pasado El Padre Pedro Pacciardi ofm.

Escrito por  Eduardo Trigo O’Connor d’Arlach Sep 10, 2017

Por Eduardo Trigo O’Connor d’Arlach

El sacerdote Pedro Pacciardi fue una destacada figura del Convento Nuestra Señora de los
Ángeles de Tarija. Al margen de las labores religiosas llevó a cabo importantes proyectos sociales cuyos beneficios, pese al tiempo transcurrido, continúan siendo valorados.
El Padre Pedro nació en Ruosina, provincia italiana de Luca el 24 de junio de 1895.

En 1911 se incorporó a la Orden Franciscana, emitió sus votos religiosos en 1912. Sus estudios se vieron  interrumpidos debido a la Primera Guerra Mundial pues se incorporó al ejército italiano en el cual alcanzó el grado de teniente; por su comportamiento fue condecorado con la Medalla de Guerra.
Concluida su actividad militar retornó al convento donde concluyó sus estudios. En 1921 recibió la ordenación sacerdotal que le abrió nuevos horizontes en su vida espiritual. En 1922 llegó a Tarija, poco tiempo después fue destinado a Concepción, capital de la provincia Avilés; luego fue enviado al Chaco donde atendió varias parroquias, comenzó por la de Itau. En  1924 tuvo que salir de esa región por enfermedad; sus superiores le confiaron la parroquia de San Lorenzo.
En la capital dela provincia Méndez llevó a cabo una intensa labor evangelizadora; creó la Escuela Dominical de Catecismo, organizó cofradías y asociaciones religiosas, fundó una escuela nocturna para obreros que fue oficialmente inaugurada el 31 de enero de 1926. Entre las obras materiales edificó capillas en varios cantones y construyó el puente sobre el río Chico.
El Papa Pío XI encomendó a los religiosos franciscanos de Toscana evangelizar en la China, con este motivo salieron de Tarija cinco frailes, entre ellos el Padre Pacciardi, con el fin de engrosar el personal del nuevo Vicariato Apostólico de Sian-Fu; allí se hizo cargo de una parroquia en la que evangelizó a muchas personas, bautizó a numerosos adultos: 223 en la Pascua de 1934  y 140 en  la de 1935. Fundó el  hogar de “Santa Infancia” que prodigaba a los niños hospitalidad, alimentación, educación y asistencia sanitaria.
Como consecuencia del movimiento comunista liderado por Mao Tse-Tung tuvo que dejar, después de dieciocho años, el continente asiático. Eligió Bolivia para seguir trabajando como misionero.
En marzo de 1949 arribó nuevamente a Tarija, fue destinado a San Lorenzo, donde en el pasado había ganado tanto aprecio; continuó esforzándose por el progreso espiritual y material de la provincia de Méndez.
En 1952 recibió la designación de Guardián del Convento Franciscano de Tarija, centro en el cual permaneció hasta el final de sus días.
Con su espíritu emprendedor encaró varias obras: dirigió la construcción de la escuela y capilla de la Tercera Orden Franciscana, levantó la nueva torre de la histórica Basílica de San Francisco y reconstruyó totalmente el asilo de ancianos Trinidad Peralta que se encontraba prácticamente en ruinas.
Estuvo a cargo de la vieja bodega franciscana desde donde transmitió sus experiencias a interesados tarijeños, contribuyendo así al nacimiento de una moderna vinicultura en el valle central.
En el atardecer de su vida recibió una condecoración del gobierno de Italia que se sumó a otras distinciones que le otorgaron en el pasado por diferentes servicios prestados a la comunidad.
En 1971 celebró sus bodas de oro sacerdotales con actos que merecieron la entusiasta adhesión  de las autoridades, los amigos y los feligreses.
Murió en Tarija, ciudad que la adoptó como propia, el 31 de enero de 1980.

Lo más leído hoy

Sep 19, 2017 1848

El puente “4 de Julio” unirá los distritos 1y 12

in Sociedad y Seguridad
Sep 19, 2017 950

La Península Coreana se llena de ejercicios militares

in Internacional
Sep 19, 2017 592

Buscan declarar a Tarija “Capital de la cueca”

in Sociedad y Seguridad
Sep 19, 2017 591

Dan 15 años a sujeto que manoseó a colegiala

in Crónica
Sep 19, 2017 444

Cañeros paralizan zafra por incumplimientos de Iabsa

in Política y Economía