Miércoles, 22 Marzo 2017

El ministro de Economía, Luis Arce, dijo el jueves que espera que la Central Obrera Boliviana (COB) envíe la lista de dirigentes que negociarán el incremento salarial de este año en una de las cuatro mesas de trabajo que acordaron instalar el Gobierno y el sector sindical del país.

El ministro de Economía, Luis Arce, informó el miércoles que se envió el documento de respuesta al pliego petitorio de la Central Obrera Boliviana (COB), respecto al incremento salarial para este año, y otros planteamientos del ente matriz de los trabajadores.

El presidente en ejercicio Álvaro García Linera afirmó el martes que el Gobierno aprobará un incremento salarial con sostenibilidad de empleo, porque de nada serviría un aumento del salario que afecte las fuentes laborales.

La propuesta de la Central Obrera Boliviana (COB) a nivel nacional, que fue ratificada por la Central Obrera Departamental (COD) de Tarija, sobre el salario mínimo nacional asciende a 8.500 bolivianos.

Las expectativas del incremento salarial surgieron al iniciar la gestión 2017. Mientras la Central Obrera Boliviana plantea un aumento salarial que bordee el 20 por ciento, la Confederación de Empresario Privados considera la petición de los trabajadores es “apresurada”.

El jefe departamental del Trabajo de Tarija, Ramón Vilca, informó que sólo el 60 por ciento de las empresas públicas y privadas cumplió con la presentación de planillas de cancelación de retroactivos correspondiente al incremento salarial. El plazo feneció el 30 de junio y existen denuncias.

La Confederación de las Micro y Pequeñas Empresas (Conamype) a través de su secretario general, Néstor Conde, advirtió al Gobierno que no pagará ni el incremento salarial establecido por decreto supremo el 1 de Mayo en el Día de los Trabajadores, ni el doble aguinaldo anunciado por el presidente Evo Morales.

El viceministro de Pensiones, Mario Guillen, informó el miércoles que el Gobierno aprobó el Decreto Supremo que dispone un incremento de 5,25 por ciento a las rentas de los jubilados del país. 

Los ex trabajadores y actuales funcionarios del aparato de la Gobernación, tras una asamblea realizada este jueves en la ciudad de Tarija, decidieron rechazar el incremento salarial del uno por ciento que autorizó la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija (ALDT) mediante una ley, para más de 2.400 trabajadores que  no recibieron el beneficio social en la gestión del ex gobernador Lino Condori Aramayo.

Ante la polémica entre la Central Obrera Departamental (COD) y la Gobernación sobre el impago del incremento salarial a los ex trabajadores de la administración central de la gestión 2014 y que la Justicia ha exigido restituir tras la denuncia pertinente, el ex gobernador, Lino Condori, manifestó que su Secretaría de Hacienda y su Dirección de Recursos Humanos pactó  en ese momento con los funcionarios para no hacer efectivo el incremento.

Lo más leído hoy