Carla Bellot y Jesús Cañisaire desaparecieron el 1 de enero. Carla Bellot y Jesús Cañisaire desaparecieron el 1 de enero.

Pedirán sobreseimiento para implicada en la desaparición de una pareja en Año Nuevo

Escrito por  ANF Ene 15, 2018

La Policía detectó el paradero del celular de uno de los desaparecidos.

 

Joselyn Quisbert, mediante su abogado Andrés Zúñiga, solicitará al Ministerio Público el sobreseimiento por el caso de la desaparición de Carla Bellott y Jesús Miguel Cañisaire en Año Nuevo.

Quisbert fue imputada por el delito de trata de personas en grado de complicidad porque supuestamente habría encendido la línea perteneciente a Jesús, por ello actualmente cumple con la detención domiciliaria en la ciudad de Oruro.

“Ella ahora se encuentra en Oruro cumpliendo esta medida y su defensa concentra atención en lo que significa más probanza, más propuesta de diligencia y buscar un sobreseimiento que justamente tendría que ser así”, señaló Zúñiga.

El abogado dijo que en audiencia dejaron establecido que el celular fue comprado en España por Carla Quisbert, prima de Joselyn, y ese aparato fue registrado en el país por su defendida. En agosto de 2017 la prima de Joselyn extravió el celular en una discoteca pero lamentablemente no reportó el hecho.

Los primeros días de enero de 2018 el chip de Jesús se activó en el celular extraviado, y la Policía procedió a revisar el registro de las líneas hasta dar con Joselyn.

Zúñiga dijo que el único error de su defendida fue no reportar el extravió del teléfono; calificó de excesiva y apresurada la imputación contra Joselyn porque ella no tiene ninguna vinculación en la desaparición de la pareja.

Respecto al avance de las investigaciones de este caso, el director de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de La Paz, coronel Johnny Aguilera, señaló que están en busca del celular de Jesús y de la persona que robó y luego comercializó el celular de Carla.

Recordó que el celular de Carla fue detectado en Potosí y estaba en manos de una mujer quién indicó que había comprado el celular en un puesto del “Barrio Chino” de El Alto.

La mujer reconoció a la persona que le vendió el celular y la Policía aprehendió a Johnny Deciderio S. B. y Agustín C. P., el primero es acusado de vender el celular robado por eso guarda detención preventiva en la cárcel de San Pedro y Agustín está con detención domiciliaria porque es propietario de la tienda donde se adquirió el equipo.

Johnny refiere que no recuerda quién le entregó el teléfono; la Policía está en busca de esta tercera persona, de quien se sospecha sería el principal implicado en la desaparición de la pareja.

Respecto al teléfono celular de Jesús, Aguilera dijo que recientemente se detectó que ese equipo fue encendido el pasado miércoles en la zona de Pampahasi, por ello realizan operativos para dar con ese aparato.

A la fecha por este caso dos personas están encarceladas y otras tres cumplen medidas sustitutivas. La Policía aún no da con el rastro de la pareja desaparecida.