Dan 30 años de cárcel a madre que mató a su hija de 4 años

Escrito por  RUBEN MONTAÑO / EL PAÍS EN Feb 19, 2018

El pasado año en la comunidad de Carachimayo, provincia Méndez, una mujer que aparentemente padecía demencia mental mató a golpes a su hija de 4 años, la metió en una bolsa y luego la arrojó a una quebrada. En el juicio que concluyó la pasada semana los jueces determinaron condenar con 30 años de cárcel a la madre y 2 años al padre de la menor, este último por encubrimiento.

El fiscal departamental Carlos Andrés Oblitas, recordó que de acuerdo al reporte Policial, el pasado año en la comunidad de Carachimayo la niña fue encontrada en una bolsa amarilla a 100 metros de su domicilio, al lado del río Carachimayo, en un barranco, en medio de basura y matorrales.
Los padres de la menor antes del hallazgo del cadáver se habían dirigido a la casa del corregidor de la comunidad para manifestar que fueron víctimas de un robo y que los delincuentes se habrían llevado a su hija.
La versión no fue creída por los investigadores quienes, luego de realizar el levantamiento del cadáver aprehendieron a los padres de la víctima.
Posteriormente fueron trasladados a celdas de la estación policial de San Lorenzo, entre tanto, el médico forense realizaba la autopsia a la víctima.
De acuerdo con el examen forense la niña fue victimada ya que se pudo evidenciar que tenía lesiones recientes y antiguas, lo que demostraba que la criatura era víctima constante de ataques por parte de sus padres.
Con todos los antecedentes recolectados, al día siguiente el Ministerio Público emitió la imputación para los progenitores por el delito de infanticidio y luego de varias horas se efectuó la audiencia de medidas cautelares en el juzgado del municipio de San Lorenzo, donde la juez determinó la detención preventiva en el penal de Morros Blancos.
Luego de un año de que se realizara la etapa de investigación, a principios del mes de enero dio inicio el juicio para los imputados y en muchas ocaciones fue postergado ya que se esperaba la pericia psicológica de la madre, puesto que su pareja manifestó que la mujer era agresiva y que en varias ocasiones le habría provocado cortes en la cabeza con un machete.
Luego de que los jueces del tribunal de sentencia segundo realizaran la valoración a las pericias presentadas por el Ministerio Público, determinaron sentenciar a la mujer con 30 años de pena privativa y para el padre de la menor, con dos, ya que el al verse amenazado por su mujer, habría mentido para favorecer a su pareja. Luego de la lectura de sentencia la pareja fue trasladada al penal de Morros Blancos.