Frente a una funeraria del municipio mexicano de Guachochi, Chihuahua, cuatro hombres dejaron dos cuerpos decapitados la madrugada del martes y tres más, en las mismas condiciones, llegaron más tarde al mismo lugar.

En redes sociales circularon las imágenes del momento en que tres hombres que pertenecen al llamado Grupo Sombra, vinculado al Cártel del Golfo, golpean, interrogan y finalmente cortan la cabeza de la supuesta “comandanta Paty”