Miércoles, 17 Enero 2018

¿Qué pasó en la Alcaldía?

Escrito por  Miguel V. de Torres/La Mano del Moto Dic 24, 2017

La historia de la Alcaldía de Cercado en 2017 es la típica historia del remordimiento de la frustración combinado con la vieja historia del anhelo del poder perdido para unos, y la no menos típica historia del “padre bueno traicionado” para otros. El ex alcalde Óscar Montes ante el temor de convertirse en un jarrón chino, decidió volver a la vida en la primera línea sobre todo para recuperar las sensaciones perdidas, mientras que el actual alcalde Rodrigo Paz no estaba dispuesto a volver al hogar de papá ahora que no lo necesita.

En 2017 la batalla ha sido encarnizada. Rodrigo Paz negó el negocio del asfalto y con eso se acabaron de desatar las iras en un poderoso entorno empresarial que respaldan sin fisuras al ex alcalde. Al menos de momento.
Montes debía haber sido el candidato a la Gobernación en 2015 por parte de la alianza opositora al MAS o autonomista, aunque en ninguna de las dos descripciones acabara de encajar a la perfección su perfil ni su trayectoria política. Montes podía haber sido igualmente el candidato de Evo Morales como tantas veces le pidió en público (ni imaginar en privado). Varios analistas coinciden en que fue precisamente esa incapacidad para tomar la decisión la que ahora paga Rodrigo Paz, convertido en una especie de saco en el que descargar las frustraciones.
Montes protagonizó una de las jugadas más turbias en la elección presidencial de 2014 junto a Johnny Torres (MNR), que decidieron romper la unidad en torno a Samuel Doria Medina alegando prácticamente que era un perdedor al que nadie quería votar para cruzarse de vereda e irse con Jorge Quiroga, como si fuera un producto nuevo. La consecuencia es conocida: en Tarija se lograron arañar los escaños suficientes para permitir la mayoría de dos tercios del MAS en la Asamblea Plurinacional.
Al Presidente no le sirvió la explicación posterior. Montes se había equivocado al no apostar por el MAS, un MAS que no requiere de alianzas chuecas ni cambios de nombre para presentarse a ganar en cualquier lugar de Bolivia. Las apreturas en la recta final de la decisión, con el Ministerio de Transparencia abriendo procesos penales en todos los ámbitos, hizo que al final Montes decidiera bajarse del barco y no candidatear. En aquella conferencia de prensa que lo anunció todos los actores, rodeados de sus hijos, hablaban de que “lo primero es la familia”. El Ministerio Público sigue investigando la fortuna de todos los miembros de la familia Montes – Ponce.
A Rodrigo le hubiera ido mejor si Montes hubiera sido candidato. Tanto si hubiera ganado como si hubiera perdido, pero esta situación del “quería, debía pero no me atrevía” se ha convertido en un desencadenante peligroso.
El ex alcalde ha concentrado a su grupo de leales y después de un nuevo análisis muy similar al que le llevó en 2015 a dejar la candidatura a la Gobernación (sin aliado en el Chaco la victoria no es posible) ha decidido volver a poner el ojo en la Alcaldía. Montes es entonces el primer candidato confirmado junto a Rodrigo Paz.
La pelea Montes – Paz se ha trasladado al Concejo Municipal. El presidente Alfonso Lema ya ha reconocido que se vienen tiempos difíciles e incluso es posible que no revalide su puesto de presidente.
Esther García, Cira Flores, Valmoré Donoso y el propio Alfonso Lema se mantienen leales a la causa de Paz junto a Alan Echart, que coincide en la mayoría de votaciones. Al frente además de los tres, en principio, masistas: Ana Sorich, Freddy Yucra y Sergio Gallardo, se han incorporado la mujer de Montes Ruth Ponce, el ex presidente de la Fedjuve durante la gestión de Montes Alberto Valdez y, según sus últimas declaraciones, quien fuera su alcalde alterno Francisco Rosas.
Las peleas de momento son por asuntos cotidianos de licitaciones más o menos importantes. No hay divergencias, al parecer, en el modelo de ciudad, pero sí sobre donde se pone la plata y donde no.
En 2018 Paz ha advertido continuar con los cambios de fondo en la estructura municipal y arrancar con el reordenamiento de la ciudad, lo que si implica un choque de visión: mantener el modelo de ciudad de provincias desparramada por todo el término municipal o avanzar hacia una ciudad moderna. De momento ya se sabe que lo de Ciudad Inteligente no ha calado, un aspecto para reflexionar.

Lo más leído hoy

Ene 17, 2018 1190

Por la democracia cívicos van al paro con bloqueos

in Política y Economía
Ene 17, 2018 545

Real Potosí se refuerza con Eduardo Puña

in Campeón
Ene 17, 2018 509

Paralizan exploración en San Telmo Norte por Ley del 45%

in Política y Economía
Ene 17, 2018 458

TED habilitó 15 solicitudes para revocar mandato en el Chaco

in Sociedad y Seguridad