El presidente Evo Morales se reunió temprano el domingo con dirigentes de trabajadores petroleros y técnicos en el área de hidrocarburos para pergeñar en un nuevo plan de exploración que tendrá como fin priorizar la búsqueda de nuevos reservorios de gas y petróleo en Bolivia.

Acompañaron en el evento los representantes de las empresas privadas internacionales que desarrollan actividades mineras en Bolivia, como San Cristóbal, Manquiri, Pan American Silver, Empresa Minera Paititi y Prophecy Development Corp

El ministro Luis Alberto Sánchez retomó ayer su actividad pública tras ser ratificado el pasado 23 de enero por el presidente Evo Morales, eso sí, con un importante recorte de competencias. La energía ha salido de la mochila y el tarijeño deberá concentrarse ahora exclusivamente en los hidrocarburos, el área esencial para dar cumplimiento a la agenda 2025, en tanto es la que garantiza los recursos necesarios, y a la vez, la que genera más incertidumbre.

El presidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), Guillermo Achá, anunció que el próximo 24 de enero llegarán al país ejecutivos de la brasileña Petrobras, para firmar dos contratos de servicios petroleros para explorar y explotar hidrocarburos en las áreas San Telmo y Astilleros, en el departamento de Tarija.

El Ministerio de Hidrocarburos y Energía inició el proceso de consulta y participación para el proyecto exploratorio integrado de sísmica 2D Fase II, en el área del río Beni, faja pericratónica.

 El ministro de Hidrocarburos y Energía, Luis Alberto Sánchez, aseguró el miércoles que el Gobierno no descansará en la búsqueda de hidrocarburos en el departamento de La Paz, en alusión al pozo Lliquimuni, donde las perforaciones encontraron petróleo, pero en cantidades no comerciales.

Se desvaneció el anhelo de convertir a La Paz en el departamento productor de hidrocarburos. Los costos preliminares muestran una inversión aproximada de $us 540 millones en carretera y tareas de exploración.

Organizaciones nacionales que integran la “Alianza Latinoamericana frente al Fracking” pedirán en La Paz a los Estados de América Latina prohibir las actividades de fracking o fracturación hidráulica para la extracción de hidrocarburos no convencionales por los daños graves e irreversibles que éstas pueden causar en la salud humana, así como en elementos del ambiente como las aguas superficiales y subterráneas, el aire, el suelo y el clima. 

El secretario de Hidrocarburos de la Gobernación de Chuquisaca, Felipe Molina, informó que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) iniciará este mes el proceso de contratación de una empresa para establecer el porcentaje de participación del pozo Aquio X-1, ubicado en la serranía de Incahuasi, en el límite con Santa Cruz.

Los campos tarijeños de Margarita, San Alberto, San Antonio e Itaú siguen siendo responsables de más del 70 por ciento del gas que se produce en el país y de los grandes ingresos dado que la mayoría de la producción se deriva a la exportación, sin embargo, el comportamiento de algunos reservorios no acaba de conformar a las autoridades.