La competencia internacional del Dakar llegó la tarde de este jueves a la Sede de Gobierno, en medio de protestas que obligaron a la Policía Boliviana, a utilizar agentes químicos para despejar una de las avenidas principales por donde debieron pasar los competidores.

Los manifestantes tomaron el carril de bajada de la avenida Montes, vía por donde está programada la llegada de los corredores del Dakar.

Los movilizados lograron hacer retroceder a los efectivos policiales en una de las esquinas de la plaza central de la ciudad de La Paz.

 El martes se presentó una denuncia penal ante la Fiscalía contra posibles autores y se ha calificado el hecho como desórdenes y perturbación pública, informó el titular departamental desea instancia judicial, Gilbert Muñoz, sobre el estallido de una granada de gas que sucedió en la Universidad Autónoma Juan Misael Saracho (UAJMS).