Diplomática analiza situación de boliviano

Escrito por  la paz/ABI Feb 26, 2018

El canciller, Fernando Huanacuni, informó el domingo que se decidió enviar a Malasia a la encargada de Negocios de Bolivia en Japón, Ángela Ayllon, para averiguar la situación del ciudadano boliviano, Víctor Parada Vargas, condenado a morir en la horca, por intentar introducir a ese país 450 gramos de cocaína.

“En este momento se está trasladando nuestra encargada de negocios, desde Japón hasta Malasia, para hablar directamente con nuestro hermano detenido y hablar con los abogados de manera directa sobre la viabilidades jurídicas”, informó en rueda de prensa.
Huanacuni dijo que personalmente se contactó con la madre de Parada para trabajar de manera coordinada en la apelación de la sentencia, ya que será en ese proceso en el que se ayudará al ciudadano boliviano.
“Ese es un tema netamente jurídico, ahí nosotros vamos apoyar. Recordemos que cada Estado tiene una estructura jurídica particular; Bolivia respeta la vida, pero en otros países hay penas de muerte con características particulares”, remarcó.
Huanacuni dijo que se mantendrá reuniones permanentes con la familia de Parada y “máximo hasta mañana (lunes)” se tendrá una información más precisa sobre la situación del ciudadano boliviano.

Condena de muerte
El pasado 5 de enero Víctor Parada Vargas, fue condenado a muerte por hacer de mula e intentar introducir 450 gramos de cocaína en Malasia para saldar una deuda que contrajo en Bolivia, donde residía en el momento de los hechos.
En Malasia rige la Ley de Drogas Peligrosas de 1952 que establece que la pena de muerte es de aplicación obligatoria en los casos de tráfico de drogas y no se conoce de ningún caso en que se hubiera revocado la extrema sanción. En agosto de 2017, las autoridades de ese país han aprobado una ley para que las autoridades judiciales puedan decidir si condenan o no a la pena capital en los casos de tráfico de drogas pero la iniciativa debe ser ratificada por el parlamento.