×

Advertencia

JUser: :_load: No se ha podido cargar al usuario con 'ID': 902

Imprimir esta página

Computadoras se vuelven una carga para los maestros

Escrito por  Sep 19, 2014

Daniel Rivera M./El País eN  
Las computadoras que fueron entregadas por el presidente Evo Morales, el 4 de septiembre en Tarija, no podrán ser utilizadas en la gestión 2014. Estas se encuentran guardadas en los depósitos de las diferentes unidades educativas de Cercado. Por ahora, los alumnos no podrán cambiar la carpeta y el lápiz por un procesador.

Y aunque se pensó que los equipos serían una ayuda para los maestros, éstos los ven como una carga que incluso les retrasa el trabajo.
El País eN visitó cuatro colegios de la ciudad, y sólo en uno le estaban dando utilidad a las máquinas, pero en una sola aula, los demás seguían con la antigua rutina bolígrafo y cuaderno sobre sus pupitres.
El director del colegio secundario Santa Ana, Gerardo Vargas Hacebey, manifestó que a la fecha, a las computadoras no se les está dando uso. El motivo es que las condiciones de infraestructura no son las óptimas para poder utilizarlas.
“Para nosotros como responsables del colegio es una carga, eso porque tenemos que responder por algún daño ocasionado o pérdida. La entrega de estos equipos nos tomó por sorpresa. Lo ideal tenía que haber sido: tener un piso técnico, muebles y capacitación  especializada de acuerdo a la asignatura de cada educador. No cabe duda que la entrega fue con un fin político”, expresó la autoridad.
El acuerdo que se hizo fue que las computadoras pasan en calidad de bienes activos de cada establecimiento-dijo Vargas- pero el Gobierno lo utilizó con otro slogan “una computadora para cada alumno”. Eso provoca que los estudiantes y padres de familia reclamen para llevárselas a sus casas.   
Por otra parte, alumnos del Colegio Nacional San Luis (CNSL) manifestaron su molestia. Ellos indican que las computadoras no están con los programas para cada materia, además que todavía no pueden acceder al internet y realizar sus tareas.
El poder suministrar energía a cada máquina se convierte en un problema de todos los días para los estudiantes. Cada aula  cuenta con un solo enchufe, de ahí conectan un cable roba-corriente “alargador”, el cual permite a tres alumnos poder cargar su equipo y trabajar de manera tranquila.
Nelson Avilés (nombre ficticio) expresó su disconformidad: “Es una verdadera burla por parte de las autoridades, nos dan algo que ni siquiera nos dejan utilizar, la verdad estoy decepcionado, y no se le podrá dar un uso correcto mientras las condiciones de infraestructura y reacondicionamiento de cada aula sea el óptimo.
La maestra de la asignatura de matemáticas del CNSL, Ana Lucet, indicó que las computadoras no tienen los programas que los docentes necesitan. Eso obliga a los profesores a comprar e instalarlos por su cuenta. “En vez de beneficiarnos nos está perjudicando con el avance académico, porque no todas funcionan de manera correcta”.  

Alcaldía debe adecuar aulas educativas

 El director de la Dirección Departamental de Educación Tarija (DDE), Eudal Tejerina del Castillo, informó que la Alcaldía de Cercado es la que debe implementar los pisos tecnológicos y la conectividad  en todas las unidades educativas, además  de dotar de los muebles adecuados para que los alumnos puedan trabajar y darle uso a las computadoras.
Por otra parte, explicó que es la empresa Quipus es la que debe solucionar las fallas de los equipos. Recordó que las computadoras vienen con un año de garantía.
Sin embargo, la directora del Colegio Nacional San Luis (CNSL) Judith Flores Guzmán, reveló que algunos  equipos llegaron fallados, pero dentro del departamento no hay donde hacer el reclamo. Eso porque no existe ninguna sucursal ni representante  legal de la empresa Quipus. “El viajar a La Paz representa un gasto económico”.
Entre tanto, el presidente de la Junta de Padres  de Familia del Colegio Belgrano, Juan Damata, informó que el día de mañana (hoy) se realizará una marcha. Ellos proponen que sus hijos puedan llevar a sus casas las computadoras. Manifestó que como padres están dispuestos a firmar un contrato y responder por los equipos.
“Esperar que las autoridades puedan implementar el proyecto, pasará mucho tiempo-dijo Damata- Es preferible que nuestros hijos le den uso, a que permanezcan guardadas”.
Tejerina pidió a los padres  ser sensatos y que reflexionen en su pedido. Porque al entregar las computadoras se les está exponiendo a ser víctimas de robos a los estudiantes.