El 67% de mortalidad materna es por falta de atención oportuna

Escrito por  DANIEL RIVERA M./EL PAÍS EN Nov 11, 2014

Josefa Tarifa (nombre ficticio), oriunda de  San Lorenzo, tuvo complicaciones con su embarazo, por lo cual, tenía que hacerse revisar con el ginecólogo del Centro de Salud del lugar. Su marido  se opuso a que ella se hiciera la revisión porque el médico era hombre.

Por esa razón, en la que ameritaba que ella sea intervenida por un médico profesional en el área, y ante la negativa del marido, la situación empeoró y su esposa perdió la vida.
Según el análisis que se realizó en la cuarta jornada departamental del Programa  Salud Sexual y Reproductiva, la cual se desarrolló la semana pasada en Bermejo. Los participantes llegaron a la conclusión de que la ideología cultural es aún una de las causas de mortalidad materna, tal como ocurrió con Josefa.
Cabe aclarar que se denomina muerte materna si el deceso ocurre durante el periodo de gestación, y después del parto hasta los 42 días, a causa del embarazo. Pero también existe la accidental, la que es provocada por accidentes de tránsito, caídas suicidios, entre otras, pero que no son consideradas como muerte materna.  
El presidente del Comité Departamental  de Vigilancia Epidemiológica de la Mortalidad Materna y Neonatal, Wilber Leytón, informó que en lo que va del año se registró tres casos. Dos en Villa Montes y uno en Entre Ríos, de los cuales, uno fue atendido por una partera, pero que tuvo complicaciones con la placenta, y hasta que la paciente fue derivada a un centro de salud, perdió la vida.
Según el estudio realizado por el comité,  en el cual realizaron un seguimiento y análisis de los casos de mortalidad materna de los años 2011, 2012, 2013, se registró un total de 15 muertes, seis en el primero, seis en el segundo y tres en la gestión pasada.
Esas muertes, según el tipo de demora, el 67 por ciento están relacionados con la atención recibida a nivel del establecimiento de salud  en los siguientes aspectos: personal de salud no disponible, o no capacitado; medicamentos y suministros escasos o no disponibles; planta física y equipamiento no adecuados, establecimientos de salud mal organizados, que no actúan con prontitud ni eficacia.
De esos casos, el 80 por ciento ocurrieron en servicio, el 13 por ciento en domicilio, es decir, 12 defunciones se produjeron en los establecimientos de salud.
Leytón aseguró que en Tarija las estadísticas de mortalidad materna, que se contabiliza anualmente, nunca sobrepasaron las ocho. “A diferencia de otros departamentos, se podría decir que tenemos controlado ese aspecto, ya que los otros registran entre 20 y 30 por año”.
El escrito especifica que el 86 por ciento de la mortalidad materna en Tarija se produce en  mujeres con edades comprendidas entre los 20 a 35 años; el 7 por ciento, en menores de 19 años; y el restante 7 por ciento, en mayores de 35 años.
También revela que en las últimas tres gestiones se observa como principales causas de los decesos de madres en periodo de gestación, el edema, la proteinuria, los trastornos hipertensivos del embarazo, parto y puerperio.   
Para el presidente del comité, la principal causa son los trastornos hipertensivos que pueden ser indentificados en el control prenatal.

Un comité realizará encuesta nacional

 El presidente del Comité Departamental  de Vigilancia Epidemiológica de la Mortalidad Materna y Neonatal, Wilber Leytón, informó que a finales del año 2015 o a comienzos del 2016, se realizará una encuesta nacional de muertes maternas.
Explicó que en el Censo 2012 se denunció en el área rural “muchos” casos de muerte materna, por lo que esperan comprobar con la encuesta, si fueron muertes maternas o incidentales.