El Ministerio Público informó el jueves que el exprefecto y exgobernador del departamento de Tarija, Mario Cossío, fue sentenciado a tres de años de presidio y cinco años de inhabilitación para ejercer cargos públicos por la comisión del delito de incumplimiento de deberes.

El proceso judicial que derivó en la suspensión del gobernador tarijeño Mario Adel Cossío Cortez, el denominado caso Imbolsur, cumplirá este 17 de octubre seis años sin tener una sentencia.

Ya hay nueva fecha para juzgar al gobernador suspendido y fugado, Mario Cossío por el caso Imbolsur. Según informó su abogado de oficio, Jorge Finny, el juicio se reanudaría el 14 de octubre en la localidad de Villa Montes, donde se instaló tras un periplo por Tarija, Entre Ríos y Villa Montes, a donde definitivamente retornó luego de rebotar por diferentes juzgados donde se asentaron ex funcionarios públicos.

Sin embargo, todavía no está asegurado que el juicio tenga lugar, ya que en primer lugar se debería resolver una recusa que pende sobre el juez, quien aparentemente según Finny sería sobrino del ministro de Hidrocarburos, Juan José Sosa, quien ya se ha pronunciado sobre el tema en diversas ocasiones. De momento, a finales de mes se procederá al sorteo final de jueces ciudadanos.