Banda de “El Juan de Dios” es enviada a Morros Blancos

Escrito por  RUBEN MONTAÑO / EL PAÍS EN Feb 06, 2018

El pasado domingo en horas de la madrugada un joven fue víctima de un robo agravado, cuando tres delincuentes lo habrían agredido y sustraído 1.200 bolivianos. Entre los delincuentes se encontraba Juan de Dios A, un delincuente con amplio prontuario delictivo. Ayer tras la audiencia de medidas cautelares el sindicado y sus amigos fueron enviados a la cárcel.

La asesora de la Defensoría de la Niñez y la Adolescencia, informó que el hecho se suscitó en el barrio Tierra Linda, al promediar las 5 de la mañana, donde un joven de aproximadamente 27 años se dirigía a su domicilio. En su trayecto fue interceptado por tres antisociales y la reacción de la víctima en ese momento fue tirar su celular a un domicilio y mientras estaba por arrojar también su billetera los delincuentes lo agredieron y le sustrajeron la billetera que contenía Bs 1.200.
Tras el hecho los delincuentes abandonaron el lugar y a unas cuantas cuadras, una menor de 17 años, los estaba esperando para recibir la billetera.
Entre tanto la víctima pidió ayuda a la Policía, minutos más tarde una patrulla policial, luego de un arduo rastrillaje en la zona, pudo capturar a los tres delincuentes y a la menor que habría actuado en complicidad, ya que luego de la requisa se encontró entre las pertenencias de la menor la billetera sustraída.
Posteriormente los delincuentes fueron aprehendidos y trasladados a la Estación Policial Integral (EPI) del barrio los Chapacos. Ahí el personal de la Defensoría de la Niñez y Adolescencia, al tener conocimiento de que la menor de edad estaba implicada en el asalto, hizo las diligencias necesarias para contactarse con los padres. Horas después el padre de la menor se presentó en dicha estación policial.
Ayer a horas 9.00 am, en el juzgado cautelar cuarto se efectuó la audiencia de medidas cautelares para los tres imputados, mientras que la menor no fue imputada, ya que ella no habría participado del asalto.
En la audiencia el juez realizó la valoración a la prueba acusatoria presentada por el Ministerio Público, en la cual uno de los imputados, Juan de Dios A. contaba con un amplio prontuario delictivo.
El sindicado habría estado con anterioridad recluido en el centro de reformación Juvenil Oasis y ahora al contar con la mayoría de edad fue enviado con detención preventiva, junto sus cómplices, al penal de Morros Blancos.