Gobierno endurece críticas contra Usaid y la Cidob

Escrito por  Jun 27, 2010

La Paz/ANF.- El vicepresidente Álvaro García Linera endureció este sábado las críticas contra la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo (Usaid) entidad a la que pidió dejar de inmiscuirse en asuntos del Estado boliviano e ir, por el contrario, a entrometerse en asuntos del país del norte.

El mandatario hizo las declaraciones en el marco de la marcha iniciada por la Central Indígena de Pueblos del Oriente Boliviano (Cidob) desde Trinidad, Beni, demandando al gobierno que la Ley Marco de Autonomías incorpore sus demandas respecto a territorio y recursos.

Dijo que el pedido de la Cidob apunta a perforar la Carta Magna, situación que no será aceptada porque esta posición proviene de sectores de la derecha que no están de acuerdo con los cambios que propugna el gobierno de MAS. "No está bien hermanos de la Cidob; no pueden atacar la Constitución Política del Estado, hay que defenderla, los que atacan son los de la derecha que dice que es una Constitución indigenista", señaló en una improvisada conferencia de prensa.

En este marco, las críticas del Vicepresidente recrudecieron contra Usaid, dio que no brindan cooperación al país sino que hacen intromisión política. "Usaid paga salarios a opositores, tienen vínculos salariales con Usaid", indicó.

Se refirió al Acuerdo Marco que esperan firmar los gobiernos de Bolivia y Estados Unidos y dijo que este documento tendrá duración y validez, pero pidió a Usaid mostrar transparencia. "Tiene que dejar de entrometerse en nuestra vida, organizaciones sociales, democracia e ideología. Que se vaya a entrometer a su país, que apoye a republicanos, a sus sindicatos. No es su misión entrometerse en asuntos del país", insistió.

Pidió también en este sentido a las ONGs que reciben ayuda de Usaid, regularizar su situación y no impulsar acciones opositoras al gobierno. "No pueden ser manejados por mano extranjera contra el Gobierno. Seguimos acumulando pruebas y esperamos un cambio de actitud. Seremos pacientes y tolerantes.

Ojalá sepan entender estas señales que damos como gobierno; somos respetuosos pese a que ellos no lo son. Si no hay cambio de actitud, se tomará una decisión", manifestó.