Pino propone una mirada a Tarija “Desde el cielo”

Escrito por  ROBERTO PATIÑO / EL PAÍS EN Dic 04, 2014

El comunicador social, cineasta y fotógrafo Diego “Gato” Pino presentará al público chapaco un par de propuestas novedosas en el trabajo fílmico que realiza. Una es la historia de un ángel que mira a Tarija “Desde el cielo” y la otra es la de un tramoyista que recorre los caminos de la existencia en busca de “Un lugar feliz. Ambos cortometrajes se encuentran en la recta final de su producción.

Desde el cielo
Pino, con su desparpajo característico, adelantó a El País eN el contenido del micro documental “Desde el cielo”, que posee un aire promocional turístico porque muestra a Tarija desde otra perspectiva y cuyo contenido es en un 80 a 85 por ciento de puras imágenes de la región. Es la historia de un ángel que tuvo la ocurrencia de vivir en lo que los chapacos denominan “la sucursal del cielo”.
El filme muestra una perspectiva nunca antes vista de la región. Proyecto apoyado por La Cascada, que desde un principio, según Pino, apoyaron la iniciativa hasta hacerla realidad. Además que cuenta, en cuanto a la musicalización, con la participación de la Orquesta Sinfónica Departamental y la del maestro Beto Martínez, quien compuso la banda sonora. “Es una cosa fantástica”.
 “Ha quedado bastante bien, la Orquesta Sinfónica la interpreta. Esa es la parte más grossa, más allá de las imágenes, se ha logrado hacer un producto cortito, pero con mucho contenido, que es un manera de devolverle algo a Tarija, de hacerle una especie de homenaje al lugar en el que vivimos y al cariño que le tenemos a nuestra tierra y así surge esta iniciativa, esta nueva propuesta”, resaltó.

Musicalización
Pino destacó que Martínez compuso el tema del filme virtualmente a ciegas, al contrario de cómo se hacen las cosas. Normalmente se lo hace cuando ya se tiene el producto terminado, se va donde el músico, se le muestra la obra y él puede componer la banda sonora. “En este caso fue diferente, yo quise tener la música para poderle dar todos lo matices narrativos. Fue un proceso bastante apasionante”, agregó.
Por su parte, Martínez expresó su orgullo de haber participado en el proyecto, calificó de un honor  y un agrado trabajar con Pino porque existe mucha empatía y entendimiento entre ambos, hay una conexión dinámica en lo que se refiere a imagen y sonido.
“Ha sido muy grato componer para sus extraordinarios trabajos, porque lo entiendo a primera vista, y yo puedo realizar el trabajo de lo que él me describe, basta con una explicación de lo que va  a hacer en cuanto al film, el cortometraje, o de las imágenes para ser más exacto, para que yo lo trasmita a través de la música”, sostuvo.

Componer
En la composición, Martínez tuvo que tomar en cuenta los movimientos o aires folclóricos en las tonadas de su autoría. Un ritmo de cueca que no es propiamente cueca, un ritmo de zapateo, pero que no son estrictamente los parámetros tradicionales y vigentes, sino que son simples pinceladas que se dan a través de las melodías.
“Gato me dijo en algún momento que las imágenes pasarían sobre el templo de San Roque y que musicalmente le gustaría una referencia. Y qué mejor referencia que la tonada de los chunchos, entonces respetuosamente he añadido un fragmento tradicional folclórico festivo de San Roque, y dura segundos, y sigue el trayecto musical. Es un solo tema, pero con diferentes facetas, tanto melódicas como armónicas, y rítmicas sobre todo”, explicó.
Sin embargo, ensamblar la orquesta fue la parte mas difícil, para Martínez porque había que tener ensayos previos, las exigencias eran constantes y confió la dirección al maestro Lauren Astruc. La grabación del audio fue lo más complicado por los tiempos de los 31 músicos participantes y los felicitó por la experiencia.
Un lugar feliz
Paralelamente trabajó en un cortometraje ficticio que se llama “Un lugar feliz”. Es la historia de un tramoyista que por azares del destino conoce a unos personajes interesantes y llega a enamorarse de una señora, más o menos de su edad, y a través de esas experiencias que vive aprende muchísimo sobre la vida y sobre el verdadero significado de encontrar su propia felicidad.
“Un lugar feliz” ha sido filmado en el teatro dela Casa de la Cultura y la Casa Dorada, además de algunos de los lugares como el Rincón de la Victoria. “Es una historia simple, pero a la vez muy compleja, hemos involucrado a muchos actores, mucha escenografía, mucho arte y mucha fotografía”, detalló Pino.

Participó en el festival de Cine de Venecia

 En 2012, con su cortometraje “El General” logra quedar finalista en el concurso mundial Your Film Festival, y llegó de esta manera a caminar por la alfombra roja del evento de cine más antiguo del mundo, El Festival Internacional de Cine de Venecia.